Equilibrio entre vida laboral y personal en el sector salud

Comparte esta publicación:

Equilibrio entre vida laboral y personal en el sector salud

El equilibrio entre la vida laboral y personal en el sector salud es un tema relevante que ha sido abordado en la literatura a través de diferentes términos, como el Work-Family Balance (WFB), el Work-Home Interaction (WHI) y el Work-Life Balance (WLB). El último término es el más amplio, ya que considera a personas que no tienen familia, familias extendidas, paternidad compartida, relaciones del mismo sexo, entre otros aspectos.

Existen tres perspectivas en cuanto al WLB

  • La negativa, que se enfoca en el conflicto entre el trabajo y la vida personal
  • La positiva, que se refiere al enriquecimiento que puede traer el equilibrio entre ambas esferas
  • El concepto general de Work-Life Balance, que se asocia con la satisfacción y el correcto funcionamiento de los asuntos tanto en el trabajo como en el hogar.

Es importante destacar que la dirección de la relación entre la vida laboral y personal es un aspecto relevante, ya que no es lo mismo hablar de la influencia del trabajo en la vida personal que de la influencia de la vida personal en el trabajo.

Salud mental

En el campo de la salud, la OMS define la salud mental como un estado de bienestar en el cual el individuo es consciente de sus capacidades, afronta el estrés normal de la vida y puede trabajar de forma productiva contribuyendo a su comunidad. El estrés laboral se define como el daño físico y las respuestas emocionales que ocurren cuando las demandas del trabajo no coinciden con las capacidades, recursos o necesidades de los trabajadores.

Cuando el estrés se vuelve crónico, puede aparecer el burnout como respuesta psicológica a una prolongada exposición a situaciones dañinas de estrés laboral. Además, la ansiedad y la depresión son otros problemas de salud mental que pueden tener síntomas compartidos, pero se diferencian en la activación fisiológica y la baja afectividad positiva, respectivamente.

A nivel global, se estima que el 4,4% de la población sufre depresión y el 3,6% trastornos de ansiedad. Los costos asociados con el diagnóstico y tratamiento de trastornos mentales son significativos, alcanzando los USD 0,8 billones.

Teoría de demandas de trabajo y recursos o necesidades de los trabajadores

Se reconoce que las demandas laborales no necesariamente se deben considerar como algo negativo, pero sí pueden representar un riesgo para aquellos trabajadores que no cuenten con suficientes recursos para responder a ellas. Por otro lado, aquellos trabajadores que cuenten con recursos laborales podrán hacer frente a las demandas de su puesto de trabajo de manera más efectiva. 

Es importante destacar que las demandas laborales pueden variar según las profesiones a analizar, y pueden ser físicas, cognitivas, emocionales y sociales. Por ejemplo, en el área de la construcción, las demandas físicas pueden cobrar mayor relevancia, mientras que en profesiones como la docencia, la ciencia o la ingeniería, las demandas cognitivas pueden ser más relevantes.

Teoría de conservación de recursos

Es significativo proteger y conservar las necesidades de los trabajadores, ya que su pérdida puede generar altos niveles de estrés y afectar la salud mental. Además, se reconoce que el ser humano desempeña diferentes roles en su vida, y si se destina una gran cantidad de recursos a un rol específico, puede generar un desequilibrio entre la vida personal y el trabajo, y conllevar a un incremento de los niveles de estrés y trastornos relacionados.

El equilibrio entre la vida laboral y personal (WLB) 

Es un tema de gran importancia en el ámbito laboral, ya que su falta puede tener consecuencias negativas tanto para la salud física como mental de los trabajadores. En este sentido, diversos estudios han identificado al WLB como un predictor directo de problemas de salud mental, con una fuerte relación negativa. Por ejemplo, un estudio realizado por Brauchli et al. (2011) encontró que las horas de trabajo son un predictor importante del WLB en diferentes sectores laborales, incluyendo la salud, la banca, los seguros, la tecnología y la logística.

Se ha demostrado que los trabajadores con buen WLB tienen menos problemas de salud mental y actitudes negativas hacia estos problemas. En un estudio realizado por Kotera et al. (2020), se encontró que los trabajadores con buen WLB tendrán menos problemas de salud mental y menos actitudes negativas hacia estos problemas. 

Carga de trabajo (WLC)

El hablar de desequilibrio y conflicto entre la vida laboral-personal conlleva un riesgo relativo de mala salud, pues altos niveles de WLC se asociaron en mayor medida con problemas de salud mental, como ansiedad, depresión, falta de energía y optimismo, que con problemas de salud física como dolor de espalda grave, dolores de cabeza, trastornos del sueño y fatiga (Hämmig et al., 2009; Sirgy y Lee, 2018). Además, se ha encontrado que el conflicto entre la familia y el trabajo tiene efectos negativos en la salud física y mental de los trabajadores.

Los trabajadores que informan conflictos entre la vida laboral y personal tienen un mayor riesgo de tener una mala salud autoevaluada, emociones negativas y depresión. En un estudio realizado por Hämmig y Bauer (2009), se encontró que los trabajadores que padecen problemas de salud mental tienen una alta tasa de prevalencia de WLC. Sin embargo, si un empleado percibe que su WLB es buena, tenderá a calificar su salud mental como buena, lo que corresponde al enriquecimiento de roles.

Control del horario de trabajo

Se ha demostrado que, aunque los empleados puedan controlar su horario de trabajo, no mejorará su salud mental a menos que las organizaciones dispongan de prácticas o programas de equilibrio entre la vida personal y laboral. En un estudio realizado por Jang et al. (2011) en Corea del Sur, se encontró que la satisfacción laboral mide el efecto de interacción del control de horario y equilibrio entre la vida laboral y personal sobre la salud mental. Es decir, que existe un efecto moderador de la disponibilidad de programas de conciliación vida personal y laboral en la relación entre control de horarios y satisfacción laboral, y también entre el control de horarios y la salud mental.

Teletrabajo

Durante la pandemia, el teletrabajo se popularizó, pero es solo una de las tres formas de trabajar fuera de la oficina que están reguladas en Colombia, junto con el trabajo desde casa y el trabajo remoto. Antes de permitir que un trabajador adopte alguna de estas modalidades de trabajo a distancia, las empresas deben evaluar diversos factores, como la situación familiar del trabajador, las condiciones del hogar, la disponibilidad de un espacio de trabajo adecuado, la capacidad de trabajar de forma autónoma y organizada sin supervisión, la necesidad de interactuar con otros, la salud del trabajador, los recursos tecnológicos disponibles, las habilidades informáticas y el apoyo en las tareas del hogar, entre otros aspectos. 

Fernando Forero Navarrete, un especialista en epidemiología y seguridad y salud en el trabajo, quien también es director de la especialización en Gerencia de Servicios de Salud de la Universidad Sergio Arboleda y jefe nacional de Seguridad y Salud en el trabajo de Claro Colombia, sugiere que este análisis preventivo ayuda a identificar variables importantes para mantener un equilibrio entre la vida familiar y laboral durante el teletrabajo.

Forero también enfatiza que una vez que se determine la modalidad de teletrabajo elegida, se deben organizar las acciones teniendo en cuenta componentes como las personas, el tiempo y el lugar:

  • Personas: el teletrabajador debe establecer relaciones claras con los miembros de la familia para poder mantener momentos dedicados a cada actividad. 
  • Tiempo: tiene que ver con definir claramente los horarios de trabajo, la desconexión y el tiempo dedicado a las actividades laborales, personales y del hogar. 
  • Lugar: es necesario asignar equipos y mobiliarios adecuados de acuerdo con el desempeño de las actividades laborales, para que no generen fatiga o afecten la salud, así como definir el espacio para el desempeño de sus labores.

Los cinco consejos que el doctor Fernando Forero da para hacer que el teletrabajo sea positivo en la vida familiar son: 

  1. Invertir el tiempo ahorrado en desplazamientos en actividades con la familia
  2. Tomar el tiempo de almuerzo igual que en la oficina
  3. Descansar y programar actividades de esparcimiento con la familia
  4. Establecer tiempos para uno mismo 
  5. Hablar con la familia para dejar clara su disponibilidad para actividades con ellos

La ley de desconexión laboral

“La desconexión laboral es definida como el derecho de los empleados a no tener contacto, por cualquier medio o herramienta, bien sea tecnológica o no, para cuestiones relacionadas con su ámbito o actividad laboral en horarios por fuera de la jornada ordinaria o jornada máxima legal de trabajo o convenida, ni en sus vacaciones o descansos”

Es especialmente relevante para la modalidad de teletrabajo, y la conciencia de todos los que tienen personal a cargo es fundamental en este proceso para garantizar la seguridad y la salud física y psicológica de los teletrabajadores.

Trabajadores de la salud

En particular los médicos, son un tema de preocupación en todo el mundo. Diversos estudios han demostrado que el agotamiento es un predictor importante de la satisfacción profesional y el control del horario y trabajo de los médicos. Sin embargo, las horas de trabajo son el factor más importante que influye en el equilibrio entre trabajo, vida personal y agotamiento.

Además de las horas de trabajo, hay varios desencadenantes que contribuyen al agotamiento en los médicos. En un estudio realizado en Nigeria, se encontró que la escasez de personal médico, las instalaciones médicas deficientes, las carreteras en mal estado, la desigualdad, la disparidad salarial y el patriarcado son factores que interfieren negativamente entre el trabajo y la familia, así como la falta de centros para el cuidado de niños, beneficios y permisos de licencia de maternidad, horarios de trabajo flexibles y políticas organizacionales que favorezcan el equilibrio entre trabajo y vida personal.

En Alemania, los factores que contribuyen a la interferencia entre el trabajo y la vida personal incluyen ser joven, tener altas demandas cuantitativas en el trabajo, un alto número de días laborales a pesar de estar enfermo y cambios repentinos en los servicios prestados. Estos factores pueden afectar significativamente la calidad de vida de los médicos y su capacidad para brindar atención médica de alta calidad a sus pacientes.

En Estados Unidos, la prevalencia del síndrome de burnout entre los médicos ha aumentado con el tiempo, especialmente en especialidades como medicina familiar, pediatría general, urología, cirugía ortopédica, dermatología, medicina física y rehabilitación, patología, radiología y subespecialidades de cirugía general. Además, los médicos en general trabajan en promedio 10 horas más por semana que los trabajadores estadounidenses en general, lo que se relaciona con una mayor tasa de burnout y una menor tasa de satisfacción con el equilibrio entre trabajo y vida personal.

En China, se ha demostrado que las dimensiones del conflicto trabajo-familia se correlacionan positivamente con el síndrome de burnout en médicos. En un estudio realizado en Estados Unidos, se observó que los médicos hospitalarios están más satisfechos con el equilibrio entre trabajo y vida personal que los médicos ambulatorios, pero tienen una tasa más baja de realización personal.

Perspectiva de género

Se encontró que los hombres perciben un mayor nivel de estrés ocupacional y menos equilibrio entre el trabajo y la vida personal, mientras que las mujeres pueden percibir un mayor conflicto entre la familia y el trabajo. Además, se identificó que hay limitaciones en la comparación de resultados y la generalización de hallazgos debido a que muchas investigaciones se realizan con poblaciones homogéneas, de clase media, trabajadores de conocimiento, empleados de grandes empresas y con alto nivel educativo.

El equilibrio entre trabajo y vida personal es un tema importante en el sector de la salud, especialmente para los médicos. Las largas horas de trabajo, la escasez de personal, las instalaciones deficientes y la falta de políticas organizacionales que favorezcan el equilibrio entre trabajo y vida personal son algunos de los factores que contribuyen al agotamiento y al conflicto entre el trabajo y la vida personal. Además, se debe considerar la perspectiva de género en los estudios sobre equilibrio entre trabajo y vida personal, ya que hombres y mujeres pueden experimentar diferentes niveles de estrés ocupacional y conflicto entre el trabajo y la familia. Es importante que se sigan realizando investigaciones para comprender mejor estos factores y desarrollar estrategias efectivas para mejorar el equilibrio entre trabajo y vida personal en el sector de la salud.

Temas relacionados

Compartir publicación

Suscríbete gratis y obtén estos y muchos más beneficios:

Creación de cuenta de usuario

Al crear tu cuenta de usuario disfrutarás de los siguientes beneficios

Creación de cuenta de usuario

¡Gracias por suscribirse!

Hemos recibido tu suscripción, enviaremos un correo electrónico de bienvenida y pronto recibirás más novedades sobre el empleo de salud.